viernes, 9 de abril de 2010

Limpieza de muebles de cocina


Te contamos cómo mantener limpios tus muebles de cocina, de acuerdo al material con el que están hechos.

Laminados
La limpieza de este tipo de muebles es muy sencilla ya que solo necesitarás pasar sobre ellos una rejilla o paño de microfibra. Te recomendamos no utilizar ningún tipo de esponja o productos abrillantadores de superficies, ya que puedan dejarte manchas en la superficie.

De acero
Lo ideal para este tipo de muebles es un buen lavado con agua y jabón. Te sugerimos realizar un secado prolijo del mueble con un paño de microfibra para evitar que queden restos de jabón. Si el acero es mate, podés darle brillo pasándo una rejilla con unas gotas de vinagre.

Madera barnizada
Te recomendamos quitar las mancha pasándole una rejilla con algún producto limpiador suave. El mantenimiento general del mueble puede hacerse mediante una limpieza semanal con agua y jabón neutro. No olvides secar bien la madera con un paño de microfibra, una vez finalizada la limpieza.

Laqueados
Estos tipos de muebles son los más fáciles de mantener. Simplemente pasales un paño de microfibra o rejilla humedecida con agua para eliminar el polvo y las manchas que pudieran estar adheridas a la superficie. Si tienen marcas o huellas, eliminalas frotándolas con el mismo paño.

Para tener en cuenta

Es muy importante la elección del material de los muebles de cocina, en función de la decoración del ambiente en general como así también del tiempo y la disponibilidad que tengas para el mantenimiento y la limpieza de los mismos. Tené presente que los muebles de madera natural precisan un tratamiento especial para hacer más fácil su limpieza, y al mismo tiempo, alargar su vida útil. Una pátina o un laqueado pueden ser una buena protección para este tipo de muebles.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada